Tomar la foto o salvar una vida, esa es la cuestión

El pasado 14 de diciembre New York Post publicó esta fotografía en su portada:

New York Post

El titular advierte que es la imagen tomada a un hombre segundos antes de morir atropellado por un tren en los rieles del subway de Nueva York. Las reacciones de los lectores no se hicieron esperar. ¿Por qué el fotógrafo no hizo algo para ayudar a ese hombre y evitar que muriera? ¿Actuó bien el fotógrafo?

Ese es el eterno dilema del periodismo. ¿Actuar primero como periodista o como persona? fue la pregunta que motivó al tuitdebate organizado este viernes 21 de diciembre por Ética Segura, red de ética y periodismo de la Fundación Nuevo Periodismo y el grupo Sura. Para revivir el debate, puede leerse este Storify.

El caso más recordado sobre este dilema es el de Kevin Carter. El fotoperiodista sudafricano le tomó una fotografía al niño Kong Nyong con un buitre al acecho. Con la imagen ganó el premio Pulitzer y semanas después se suicidó al no soportar la crítica que se desató sobre si debió haber ayudado al pequeño en vez de retratarlo. El niño no murió después de que le fuera tomada la imagen como se creyó en 1994. Pereció en 2008. Conozca su historia dando clic aquí.

Más sobre este tema en la columna de opinión Lo que aprendí del Bang Bang Club.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s